lunes, 24 de octubre de 2016

LAS CUEVAS EREMITICAS DE LAÑO


Enclavado en el extremo sureste del Condado de Treviño, se sitúa el pequeño pueblo de Lañu (Laño), oculto en un precioso y coqueto valle rodeado de bosques y de campos de cultivo, parece querer mantenerse al margen del alocado sistema de vida actual. Esta aldea ubicada en la montaña treviñesa, esconde un precioso tesoro que cuenta al viajero curioso historias de eremitas, ascetas, viviendas trogloditas, en fin de misterios enraizados en lo más profundo de nuestra cultura, que se nos presentan al alcance de la mano para conocerlos con humildad y curiosidad.
                





A la entrada del valle en el que se ubica Lañu, muy cerca de la localidad, encontramos un desfiladero que albega antiguas cuevas excavadas en la roca por los primeros cristianos de éstas tierras, tal vez ascetas que voluntariamente pretendián huir de los lujos de la iglesia oficial. El conjunto se divide en dos zonas, a la derecha según entramos en el valle dirección Lañu, se localiza el conjunto de cuevas denominado “Las Gobas”, y a nuestra izquierda el conjunto denominado “Santorkaria”. Una bonita forma de acercarse a conocer ambos enclaves, puede ser caminando desde la misma localidad de Lañu,  siguiendo el camino balizado, paseando entre campos de cereal hasta dar con el acceso hasta el primero de los conjuntos, “Las Gobas”. Su nombre, parece una derivación de la palabra en euskera “Goba” o “Gobea”, es decir cueva, otra teoría nos dice que sería una derivación de “Godo”, en referencia a los constructores de las mismas. La primera cueva se encuentra un poco apartada del resto de habitáculos, y se denomina “La cueva de la doctora”, según cuenta la leyenda, en ella habitó la última de los gentiles, raza de gigantes mitológicos que habitó en nuestras montañas hasta la llegada del Cristianismo, en el interior de la cueva pueden verse excavadas en la roca un conjunto de tumbas. 



                       

Inicialmente, las cuevas se excavaron para su utilización como vivienda, allá por el siglo VII, se llegó a crear un auténtico poblado, que constaba además de las viviendas, de lugares de reunión y culto, en algunas podemos ver zonas para el altar, con un pequeño abside, bóveda de cañón, y hasta ornazinas para las reliquias, parece ser que hasta una de ellas ubicada a 11 metros sobre el suelo, se utilizó como silo de almacenamiento. El sistema de excavación, se basaba en realizar unas ranuras en la roca, en las que se introducían unas barras de hierro que golpeandolas, producían los huecos.
                              

A finales del siglo IX y principios del siglo X, se traslado el poblado a la actual ubicación de Lañu, fue entonces cuando se aprovecharon los habitáculos como lugar de enterramiento, tallando en la roca tumbas de fromas rectangulares y trapezoidales, creando de ésta forma una autentica necropolis. Pasado el tiempo y perdido el carácter sagrado del lugar, hacia el siglo XVI, se utilizaron como cerramientos para guardar el ganado, y de ésta forma hasta nuestros días en los que tenemos la oportunidad de disfrutar de un lugar cargado de magia y simbolismo, que no todo el mundo sabe respetar como mereciera a juzgar por las pintadas que energumenos se dedican a realizar en los interiores de las cuevas.
Podemos continuar el paseo y aercarnos hasta el enclave de Santorkaria situado frente a nosotros en un agradable paseo, y visitar alguna cueva más ubicada en el mismo.
                

Merece la pena acercarse hasta Lañu y visitar sin prisa ésta mágico entorno rupestre, admirar el antiguo trabajo de aquellos hombres, que adaptaron el medio a sus necesidades con ingenio y respeto hacía lo que les rodeaba.
http://www.terranostrum.es/turismo/visita-a-las-cuevas-eremiticas
http://naturaespacio.blogspot.com.es/2014/09/las-cuevas-eremiticas-de-alava-la.html
http://caminosbrumosos.blogspot.com.es/search/label/cuevas
http://www.xn--condadodetrevio-crb.es/turismo-y-ocio/rutas/las-cuevas-sagradas-de-trevino

No hay comentarios:

Publicar un comentario